Básquet

Zezular en la mira de Quimsa

El conjunto santiagueño, último campeón de la Liga Nacional, está detrás de los pasos de Federico Zezular, que, de concretarse, dejaría San Isidro después de seis años. Podría transformarse en la venta más importante del “santo” en su historia.


Llegó a San Francisco con apenas 15 años; fue parte del programa de reclutamiento que San Isidro viene llevando adelante desde hace tiempo y su paso por las formativas del rojo lo alistó para cuando le tocó ser protagonista en Liga Argentina. Federico Zezular es una de las “joyas” que brilló en la segunda categoría del básquet argentino y los clubes más importantes del país consultan por él.

El cordobés, de hoy 21 años, aún tiene por delante dos temporadas más como Ficha U23. El principal interesado es Quimsa de Santiago del Estero, que semanas atrás se consagró campeón de la Liga Nacional, justamente con tres exSantos como Agustín Pérez Tapia (campeón nacional U19 con San Isidro), Rodrigo Sánchez (campeón de Conferencia Norte en 2019 con el rojo) y Sebastián Acevedo.

Agustín Pérez Tapia, Rodrigo Sánchez y Sebastián Acevedo festejando el título de Liga.

Diego Lo Grippo, director deportivo de la fusión, está en contacto con los directivos de San Isidro; el interés quedó manifiesto, pero si el rojo se “desprende” de Federico sería únicamente por la venta de su ficha y no a préstamo; negociaciones que se estarían definiendo en los próximos días.

Zezular lleva 159 partidos en Liga Argentina con San Isidro, transformándose en uno de los 5 jugadores en la historia del “santo” con más encuentros disputados. Está en el cuarto puesto detrás de Martín Müller 176, Agustín Lozano 208 y Germán Sciutto con 358.

Federico Zezular en sus primeros años en San Isidro.

En la pasada 2022/2023, Federico Zezular estuvo siendo observado por el scout de los Detroit Pistons, Clay Dade. El norteamericano viajó exclusivamente a San Francisco para estar en dos juegos de Liga Argentina y así continuar con el seguimiento que le venía realizando desde Estados Unidos.

La posibilidad de ver un año más a Federico con la camiseta número 8 roja se aleja cada vez más; clubes de la máxima división nacional lo pretenden y el propio jugador se entusiasma para encarar nuevos desafíos deportivos.

Volver

TE PUEDE INTERESAR

error: